Revés judicial para la Ciudad por mandar a los chicos a estudiar a un galpón

Política 08 de noviembre de 2018 Por
La Justicia falló a favor de la comunidad de la Villa 31 para que no relocalicen la escuela La Banderita. Tras la destrucción del edificio, los alumnos habían sido trasladados a un galpón de la familia Dietrich.
revesdelavilla31

La Justicia falló a favor de los vecinos de la Villa 31, que denunciaron a la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, por mandar adentro de un galpón, a los alumnos de la Escuela Banderita, que fue demolida a principios de 2018.

El fallo, hizo lugar a la acción de amparo contra el GCB, que solicitaba la nulidad de los actos administrativos para la relocalización provisoria, durante el ciclo lectivo 2018 de la Escuela Primaria Nº 25 “Bandera Argentina”,Jardín de infantes N°5 y de la Escuela de Nivel Medio Nº 6 “Padre Carlos Mugica”.

Desde el bloque Unidad Ciudadana, el legislador Javier Andrade reflexionó: “Fuimos con el bloque al galpón donde enviaron a los estudiantes y venimos pidiendo que el Gobierno de la Ciudad responda los pedidos de informes respecto del avasallamiento de derechos que vienen afectando a los vecinos de la villa 31. Este fallo permite seguir avanzando en ese sentido.”

El dictamen de los jueces del Tribunal del fuero Contencioso Administrativo y Tributario, firmado por los jueces Mariana Díaz, H. Schafrikde Nuñez y Carlos F. Balbin, hace lugar al amparo que denuncia que la histórica Escuela Banderita de la Villa 31, fue demolida por el Gobierno de la Ciudad sin ajuste normativo y que trasladó los establecimientos a un edificio sin cumplimentar normas de seguridad, edificación, plan de evacuación, incendios, y tampoco garantizó las vacantes ni el transporte.

Consultado por el impacto en el barrio de esta medida, Hector Guanco, uno de los vecinos presentados en el amparo, recalcó: “Es una victoria en medio de tantas luchas que venimos dando. La demolición de la Escuela Banderita , la leemos en el marco del proyecto de ley 2736 que presentó Larreta y se está tratando en la Legislatura. Es parte de lo mismo. Nosotros venimos denunciando que no es urbanización, y que sólo quieren implementar un proyecto inmobiliario y quedarse con las tierras donde está el barrio hace más de 80 años. Les pedimos a los legisladores que voten en contra de este proyecto.”

El amparo fue presentado con el patrocinio jurídico de la Asociación Nace un Derecho, y su abogado Hernán Mirasole expresó : "Es un fallo que viene a reivindicar la dignidad de la comunidad educativa de Villa 31. Punto por punto quedó demostrado el palmario incumplimiento del Gobierno de la Ciudad, quien lamentablemente en todo momento demostró un supino descontrol de la situación que expuso peligrosamente a alumnos, trabajadores y padres".

Te puede interesar