Marcos Peña cree que Facebook está en decadencia y se enfoca en WhatsApp para la campaña

Política 03 de octubre de 2018 Por
Impulsa una app para mandar mensajes masivos y abrir conversaciones con inteligencia artificial.
peñayelwassap

Marcos Peña retomó su carrera política después de unas semanas de bajo perfil y ahora diseña la campaña 2019 con una nueva "obsesión": lograr que le autoricen el uso de una aplicación de WhatsApp que cree que será clave para reclutar "voluntarios" que se sumen a Cambiemos.

Se trata de WhatsApp Enterprise, una versión de WhatAspp Business pensada en escala para grandes empresas, que aún no está habilitada para la política pero en el Gobierno esperan conseguirla porque creen que se convertirá en el "diferencial" de la campaña del año próximo.

Hace casi un mes, en pleno estallido de la crisis cambiaria, el jefe de Gabinete apareció sin previo aviso en el segundo piso de las oficinas de Balcarce y sorprendió a los miembros del "equipo operativo" que diseñan la estrategia de cara a 2019.

A diferencia de lo que ocurría hace unos años -cuando conocía nombre por nombre a todos los integrantes- ahora hay toda una camada de gente que jamás había visto al jefe de Gabinete en persona. Insistente, Peña empezó a saludar y varios de los presentes lo miraron en silencio, algo confundidos. "Bueno, veo que no me dan bola, vuelvo más tarde", dijo rendido.

La escena, que refleja la desconexión de Peña con el equipo de campaña, fue para él una señal de alerta. Alejado de "la diaria", supo que debe volver a las oficinas para poder ponerse al frente de la estrategia.

"Marcos trata con Guillermo Riera -que se fue de la Rosada para trabajar en el partido- y Federico Morales -de Movilización Voluntariado- que a su vez tienen líderes de equipos y van contratando gente. Se dio cuenta que hoy no sabe ni quién es el programador que está haciendo la web de Cambiemos, por eso decidió volver a estar presente", describió a LPO una fuente al tanto de lo que sucede en Balcarce.

Marcos: "No hay plan B, Mauricio va a reelegir"

En su regreso al mando, el jefe de Gabinete se muestra convencido de la necesidad de enfocar la campaña en WhatsApp y sobre todo de obtener Enterprise. "Riera le dijo a Marcos que la campaña va por ahí. Él se entusiasmó y ahora estamos a full intentando que nos den esta aplicación", contaron fuentes del Gobierno.

En el equipo de comunicación explican que en las campañas "ya no alcanzará con publicidades de Facebook, historias de Instagram o videos de Youtube". El canal estrella para Cambiemos será la red de mensajería que organiza buena parte de las comunicaciones de los argentinos. "Todo pasa por el celular. Tenemos que poder crear conversaciones y participar en las charlas de la gente", repiten, en una frase que le adjudican a Peña. 

Esta aplicación les permitirá dos usos claves: el envío masivo de mensajes de WhatsApp -que hoy se hace, pero "manualmente"- y, acaso la clave del tema, el uso que llaman "transaccional": poder escribir un mensaje de parte de Macri o de algún funcionario, que el receptor pueda responderlo y que a su vez, a través de "chat bots" de inteligencia artificial, reciban una respuesta automática y se genere una conversación. 

"Se puede contestar de a millones y eso te habilita el uno a uno, generar conversaciones, hablar con mucha gente al mismo tiempo. Después, a medida que avancemos con el uso de la herramienta, podemos instalar temas", dicen y aclaran que no será "invasivo" porque para empezar a recibir mensajes primero hay que aceptar los términos de la app.

También se atajan en que empezarán aplicándola a sus listas de "voluntarios" e intentarán extenderla a personas "recomendadas". De ese modo niegan que vayan a usar bases de datos de organismos oficiales en la campaña, un tema que se volvió una sospecha recurrente desde la firma de un convenio con la Anses en 2016 para acceder a su información.

Como contó este medio, el año pasado el escándalo global de Facebook y la consultora Cambridge Analytica dejó al PRO en medio de la polémica, por el conocido rol de preponderancia que le dio a esa red social en sus campañas.

"Tenemos contacto con nuestros voluntarios por Facebook y también por WhatsApp, pero en esa vía lo hacemos de una manera precaria. La gente nos escribe y les contestamos, les mandamos información, pero no nos permite nada automatizado como se va a poder hacer con WhatsApp Enterprise", se entusiasman en Balcarce.


El problema, por ahora, es que la red de mensajería ejerce el control de a quién se le da acceso. "Estamos en contacto permanente para obtenerla cuando salga", explican y aclaran que en Argentina esta aplicación tuvo un lanzamiento preliminar y se usa con algunos clientes grandes -como Pedidos Ya o Despegar-, pero aún no está disponible para todos.

"Estamos esperando esta herramienta e iremos viendo cuáles son las posibilidades que nos da. Nuestro plan es seguir buscando las mejores maneras de contar historias y de comunicarnos con la gente", dicen en el entorno del jefe de Gabinete.

Te puede interesar