La devaluación del peso evitó que la soja argentina copiara las bajas externas

Nacionales 14 de mayo de 2018 Por
Las fábricas volvieron a pagar 7100 pesos por tonelada en el Gran Rosario; en Chicago hubo pérdidas de hasta el 1,8%
soja

 976_x_275_px

El precio de la soja se mantuvo estable ayer en el mercado físico de granos, donde las fábricas volvieron a ofrecer 7100 pesos por tonelada para las entregas en las terminales del Gran Rosario. En una jornada en la que el valor de la oleaginosa cayó hasta un 1,8 por ciento en la Bolsa de Chicago, el principal factor de sostén doméstico fue la nueva devaluación del peso frente al dólar, dado que les posibilita a los exportadores mejorar sus ofertas en pesos.

 
Según el tipo de cambio comprador (cotización divisa) del Banco Nación, la paridad entre las monedas pasó de 22,59 a 23,16 pesos. En el balance de la semana, la moneda argentina se depreció un 6,73 por ciento frente al dólar.

Una fuente del sector comercial contó a LA NACION que la jornada de negocios estuvo "muy apagada" y que solo por contados lotes algunos compradores se diferenciaron del resto y pagaron hasta $7200 por tonelada de soja. "Pese a esos casos muy puntuales, durante la rueda se le puso valor a no más de 30.000 toneladas. Muy poco, cuando estamos en plena cosecha", advirtió.

El operador advirtió que posiblemente desde la semana próxima en el mercado comiencen a verse más "negociaciones" entre las partes por la calidad de la soja que llega tras los excesos hídricos que se registran desde la última semana del mes pasado. "Algunos recibidores ya empezaron a comunicarles a sus clientes los porcentajes de tolerancia entre grano dañado y brotado a partir de los cuales habrá desde penalidades económicas hasta el rechazo de la mercadería", señaló.

En la plaza de futuros la soja no logró evadir los quebrantos externos. En efecto, las pizarras del Mercado a Término de Buenos Aires (Matba) reflejaron quitas de US$4,50 y de 4,40 sobre los contratos mayo y julio de la oleaginosa, cuyos ajustes resultaron de 316 y de 323,30 dólares por tonelada.

Combo bajista
En la Bolsa de Chicago la soja cayó ayer por un combo de noticias adversas para la formación de los precios de la oleaginosa. Al cierre, las posiciones mayo y julio resignaron US$6,80 y 6,62, en tanto que sus ajustes fueron de 365,51 y de 368,63 dólares. En el balance semanal, estos contratos retrocedieron un 3,16 y un 3,23 por ciento frente a las cotizaciones vigentes el viernes anterior, de 377,45 y de 380,94 dólares por tonelada.


Del combo bajista, el principal factor de presión fue la falta de soluciones concretas en la disputa comercial entre los Estados Unidos y China, sobre todo luego de que el Ministerio de Agricultura chino estimó en baja las importaciones de soja para el ciclo 2018/2019 (como se amplía por separado).

 
Además, en la disputa por los compradores de poroto de soja, la persistente devaluación del real frente al dólar (resultó del 2,19 por ciento en la semana) mejora la competitividad de la mercadería brasileña, en detrimento del grano estadounidense. En este sentido, ayer la Asociación Brasileña de las Industrias de Aceites Vegetales elevó de 117,40 a 118,40 millones de toneladas su previsión sobre la cosecha de soja de Brasil y, en paralelo, incrementó de 70,40 a 71,20 millones el saldo exportable.

El último factor del combo bajista ayer fue el favorable avance de la siembra de soja estadounidense. Los operadores esperan que en su reporte semanal, el USDA releve pasado mañana el progreso de las labores sobre el 30% del área prevista, lo que marcaría un nivel similar al vigente un año atrás e, incluso, al promedio de los últimos cinco años.

 
El trigo sigue firme
El mercado de trigo argentino volvió a mostrar ayer la firmeza de las cotizaciones del cereal, originada en la escasez de mercadería entre los requerimientos de los exportadores y las necesidades de los molinos locales.

Para la zona del Gran Rosario la exportación pagó ayer 5800 pesos por tonelada del grano fino, $100 más que el jueves. En los puertos de Bahía Blanca y de Necochea el trigo se mantuvo estable, en 250 y en 245 dólares, respectivamente.

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires informó que los molinos pagaron entre 5400 y 6100 pesos por tonelada de trigo, según calidad, procedencia y forma de pago.

Respecto del trigo de la campaña 2018/2019 la brecha de precios es importante, dado que por la mercadería con entrega entre diciembre y enero los interesados volvieron a proponer 185 dólares. Algo mejor es el valor del cereal nuevo en el Matba, donde la posición enero resignó US$0,50 y terminó la jornada con un ajuste de 194 dólares por tonelada.

El maíz se mantuvo estable ayer, en 4200 pesos por tonelada para el Gran Rosario y en 180 dólares para Bahía Blanca. Los consumos pagaron entre 3500 y 4300 pesos.ß

Te puede interesar