Emoción en 9 de Julio, Carlos Casares y Pehuajó por el regreso del tren

Nacionales 22 de julio de 2022 Por Redonline Medios
Una formación de pasajeros volvió a circular entre las ciudades de Bragado y Pehuajó, lo que sacó a relucir un sentimiento de pertenencia hacia un transporte que fue motor del desarrollo social y económico del país.




62db1bbe1ab71_900

Tras cinco años de ausencia, un tren de pasajeros volvió a circular entre las ciudades bonaerenses de Bragado y Pehuajó, lo que provocó a su paso innumerables muestras de emoción y sacó a relucir orgullo patriótico, un sentimiento de pertenencia hacia un medio de transporte que fue motor del desarrollo social y económico del país.

Las multitudes que se dieron cita, desafiando el frío tempranero de 9 de Julio, el sol intenso del mediodía en Carlos Casares y la primera franja de la tarde en Pehuajó, expresaron su alegría al ser testigos del viaje de prueba definitiva que la formación "Marcha Blanca" realizó este viernes, antes del retorno del servicio, previsto inicialmente para el viernes 5 de agosto.

La gente se agolpó en el andén, saludó la llegada del tren con vítores, agitó banderas celestes y blancas y no ocultó las lágrimas, como la de Romualdo, un veterano de mil viajes de Pehuajó, quien casi había perdido la esperanza de volver a viajar sobre vías: "No lo puedo creer, tengo 92 años y en serio que no creía que esto iba a ser realidad".

Los testimonios se reiteraron en todo el recorrido. En 9 de Julio la multitud copó el andén. Allí, Juan Galmarini, con sus más de 40 años habitando la localidad, es uno de los tantos que solía utilizar el servicio habitualmente cuando circulaba. "Esto es una alegría enorme –dijo a Télam- porque no solo es más económico y seguro -las combis y los colectivos son muy caros-, sino porque es parte de nuestra Argentina".

INTENDENTE DE PEHUAJÓ: "ESPERÁBAMOS ESTE MOMENTO TRAS LA HERENCIA QUE DEJÓ EL MACRISMO"
El intendente de Pehuajó, Pablo Zurro, celebró la vuelta del tren a su ciudad, concretada con la realización de la denominada "Marcha Blanca" y destacó que esto fue posible por la decisión que tomó la actual vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner.

"Estamos pasando momentos muy difíciles -reflexionó el jefe comunal ante Télam-. Después de cuatro años de macrismo, de (la irrupción de) la Covid, son momentos complicados. Pero, ¿qué nos pasó? Pasó que hace siete años Cristina había decidido el retorno del tren y nosotros estábamos esperando este momento, después de la herencia que nos dejó el macrismo y hoy estamos ante una jornada histórica".

El funcionario hizo referencia a la importancia del tren y su impacto en la economía de las familias que viajen en él. "El ómnibus vale 5.500 pesos de ida y 5.500 de vuelta para ir y volver a Buenos Aires, algo que un jubilado no puede pagar, para ir con su nieto a la Capital Federal", afirmó.

Y agregó: "Me voy a referenciar también en las emociones, porque el tren también es eso. Y para los pehuajenses, para aquellos que jugaban al lado de las vías y miraban pasar el tren y lo veíamos a diario, es algo que se fue perdiendo".

"Porque –agregó- si hay algo con lo que se ha identificado la gente es con el tren y hoy lo estamos recuperando, después de aquella nefasta privatización del menemismo, que fue Ferro Expreso".

El jefe comunal aclaró: "Yo pedía un tren más rápido, pero es algo sobre lo que están trabajando y debemos valorar este regreso del tren, como un hecho muy positivo, como es positivo que va a tener un costo accesible, y es positivo que va a tener un diagrama concreto, no como en la última etapa".

"Y es positivo que un día el ministro (Alexis Guerrera), (el presidente de Trenes Argentinos, Martín) Marinucci y el presidente (Alberto Fernández), escucharon lo que dijo Cristina y resolvieron el retorno del tren", afirmó.

Sostuvo que "hace algunos años uno podía llegar desde Pehuajó a La Plata, haciendo trasbordo en Haedo, ahora volvemos a poder llegar a Carlos Casares, a 9 de Julio, a Bragado, a Buenos Aires".

"Ahora podemos ir, yo no les voy a decir a que pueden ir, pero pueden, antes no se podía, por las condiciones en la que el Macrismo dejó el país", sentenció.


Aldana Pérez trajo a sus hijos Thiago de 7 y Tania de 8 a ver el tren por primera vez. "Esto es buenísimo, volvemos a tener tren, volvemos a estar conectados con un servicio barato. Es una emoción muy grande para todos los que vivimos en 9 de Julio".

Clara y Alicia lucieron orgullosas sus canas y banderitas argentinas en mano y se agolparon junto al resto de la multitud en el andén aguardando la llegada del tren. "Es un orgullo para todos" exclamaron a dúo mientras buscan el mejor lugar para observar a la formación".

Carlos y María Rosa forman un matrimonio que se manifiestó "chocho" por el retorno del servicio. Ambos coincidieron en que esperaban el día de hoy "desde hace mucho, desde cuando se comenzó a hablar de la vuelta del tren".

Ema es una abuela orgullosa de sus nietos Benjamín de 8, Felicitas de 11 y Martina de 6. "Los traje para que vean el tren. Yo viajaba frecuentemente cuando circulaba, pero ellos nunca vieron el tren", señaló emocionada a Télam.

Rubén Oscar Marigo es un artesano y mecánico de 82 años, que fue a la estación con su esposa Gloria María, con la que está casado desde hace 54 años, para "disfrutar" del retorno del tren. "Viví toda mi vida en 9 de Julio y el tren para nosotros es la vida misma", dijo.

UNA INVERSIÓN DE 0 MILLONES PARA REHABILITAR 165 KILÓMETROS DE VÍAS
Para poder recuperar el servicio ferroviario entre Bragado y Pehuajó fue necesario un trabajo técnico de más de un año, durante el cual se recorrieron vías para tomar nota de su estado y a partir de ahí asegurar la circulación, según explicaron a Télam expertos técnicos de Trenes Argentinos.

Se analizó la situación para efectuar tareas de desmalezamiento y se realizaron pruebas para determinar a qué velocidad era posible circular, en qué condiciones y con qué material rodante.

Con todos estos elementos, los expertos decidieron la mejor manera de encarar la vuelta del servicio y, una vez que se realizó este estudio, se elaboró un proyecto para ver el material rodante disponible, la manera de ofrecer el servicio y determinar a qué velocidad es posible circular.

En ese sentido, explicaron que lo fundamental fue determinar la velocidad que la vía permite para viajar y analizar a partir de ahí la factibilidad y la conveniencia del servicio.

En este caso, la concesión de las vías está en manos del Ferro Expreso Pampeano, operador privado del servicio de cargas que tiene a su cargo la logística de la circulación por las vías, lo que obliga a que el tren de pasajeros no pueda desarrollar la velocidad para la cual está preparado, aun cuando las vías lo permitan.

El Ministro de Transporte, Alexis Guerrera, dijo a Télam que se está trabajando para lograr en el corto plazo la recuperación para el Estado del control de las vías entre Bragado y Pehuajó, momento en el cual se podrán realizar las mejoras que permitan reducir el tiempo de viaje.

Los trabajos realizados para extender el servicio de larga distancia contemplaron, además, las tareas de desmalezamiento, las de supervisión de vías y de adecuación edilicia, sanitaria y de iluminación en las estaciones de las tres ciudades.

Previamente a la "Marcha Blanca" de este sábado, se concretaron al menos otros tres viajes en lo que va de este año para ir evaluando condiciones y varios viajes de locomotoras solas para ir dando referencias y conocimiento de vías a los maquinistas encargados del servicio.

El servicio se prestará con coches de Primera, Pullman y un coche Bar/Comedor, beneficiará a 4 mil pasajeros mensuales y, para la recuperación de los 165 kilómetros que hay entre Bragado y Buenos Aires, se invirtieron 130 millones de pesos.

El costo del boleto desde Buenos Aires hasta Pehuajó será de 8; hasta Carlos Casares de 8; y hasta 9 de Julio 2. Entre Bragado y Pehuajó, el valor será de 5 y el viaje demandará cuatro horas y media.

nacionales