La Uocra organiza un acto para darle un "baño de peronismo" a Alberto Fernández

Política 18 de mayo de 2022 Por Red Online
Será el viernes en un predio de Esteban Echeverría. Participará la cúpula de la CGT, funcionarios nacionales, gobernadores, intendentes y dirigentes de movimientos sociales. Aclaraban que no era un acto de "Alberto contra Cristina", sino simplemente de respaldo al Presidente. Reclaman el fin de las peleas públicas.




uocra

En una gestión necesitada de apoyos políticos, el presidente Alberto Fernández recibirá el viernes próximo un nuevo respaldo de parte de la conducción de la CGT en el cierre de un plenario de la Uocra que organizará Gerardo Martínez en Esteban Echeverría. Desde la central aclararon que no se tratará de un acto a favor de "Alberto contra Cristina" sino simplemente de una movilización para "fortalecer al Presidente". Prometen que será un "baño de peronismo" para Fernández con unos 20 mil asistentes que coparán las instalaciones del predio del gremio de la construcción donde también están invitados gobernadores, intendentes, legisladores y funcionarios.

En la cúpula de la central aseguraban que entendían perfectamente las diferencias que se dan en el Frente de Todos porque entre ellos también hay muchas discusiones. De hecho, para estar unidos debieron designar un triunvirato de secretarios generales. "Pero nuestras discusiones son siempre puertas adentro, no son públicas. La discusión permanente es muy dañina para el Frente de Todos y para la política en general", comentaba uno de los referentes importantes de la mesa chica de la central. Decía estar preocupado porque, en medio de una situación económica complicada, estas discusiones públicas son capitalizadas por la extrema derecha y surgen opciones como la de Javier Milei.

Luego de las PASO y de las primeras diferencias fuertes entre el Presidente y el kirchnerismo, la CGT apareció como uno de los principales respaldos de Fernández dentro del Frente de Todos junto a algunos gobernadores del PJ, los intendentes y los movimientos sociales. Ahora, con la situación más tirante, los apoyos se perciben más difusos. En la CGT no quieren intervenir en la discusión interna pero sí mostrar un respaldo fuerte al Presidente. "Le tiran de todos lados, es peligroso", explicaban.

Gerardo Martínez adelantó las invitaciones para el encuentro diez días atrás, cuando Fernández participó del Congreso del Sindicato de Sanidad que conduce Héctor Daer. En verdad, la Uocra tenía su Congreso a la otra semana, pero en ese acto finalmente el gobierno estuvo representado por el jefe de Gabinete, Juan Manzur, debido a la gira europea del Presidente, concertada de un día para el otro. Con Alberto ya de vuelta, armaron esta nueva actividad en el campo de deportes del gremio.

La mesa chica de la central donde se sientan varios históricos como Carlos Acuña, José Luis Lingeri, Rodolfo Daer, Andrés Rodríguez, Armando Cavalieri y Jorge Sola dirá presente. También los principales funcionarios del gobierno nacional: Manzur, los ministros Gabriel Katopodis, Claudio Moroni, Juan Zabaleta, Jorge Ferraresi y Eduardo "Wado" de Pedro, de muy buen vínculo con los caciques sindicales. Habrá algunos gobernadores como Axel Kicillof, Sergio Uñac y Gustavo Bordet y esperan al presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, junto a dirigentes de movimiento sociales como Fernando "Chino" Navarro y Gildo Onorato. En cambio, no fue invitado el presidente del PJ Bonaerense, Máximo Kirchner, para evitar cualquier incomodidad.

Sorpresivamente, la CGT no movilizó para el último 1 de Mayo, pero emitió un documento más duro que lo que venían siendo sus posicionamientos públicos. "El contexto socio-económico en el país es preocupante; la inflación erosiona los salarios y los ingresos, y con mayor gravedad impacta en los más vulnerables", subrayaron en el escrito. Aunque destacaron los paliativos dispuestos por el Gobierno, advirtieron que sólo generaban un "alivio transitorio" y le apuntaron a formadores de precios, especuladores financieros y beneficiarios de renta extraordinaria por la guerra para que "asuman su responsabilidad y contribuyan a mitigar una desigualdad social que hoy resulta intolerable". 

El mensaje de Fernández en el gremio de la Sanidad cayó luego del discurso de la vicepresidenta en Chaco. "En mi gobierno no he ocultado nada, toda la verdad está sobre la mesa", replicó entonces. En el acto del viernes solamente habrá dos oradores: Gerardo Martínez y el Presidente. "Queremos darle volumen a la coalición gobernante", expresaban los organizadores. En la CGT cayó mal que Cristina Kirchner destacara en público la paritaria cerrada por el secretario general de los Bancarios, Sergio Palazzo. "No necesito que ningún político me venga a enseñar cómo debo cerrar mis paritarias", reaccionó entonces Martínez. Invitado por la AmCham (la Cámara de Comercio de Estados Unidos) el jefe de la Uocra fue muy crítico del "Pimpinela", como definió el debate interno del oficialismo. "La CGT defiende la institucionalidad de la figura presidencial de Alberto Fernández y de su ministro de Economía", resaltó. Un indicio de lo que puede esperarse el viernes.

El Destape-

nacionales