Camionero elortondense atacado a piedrazos en la ruta 33

Policiales 29 de mayo de 2020 Por Red Online
José María Pastor, camionero de Elortondo, que a diario recorre las rutas transportando sus cargas cerealeras a puerto, contó a El Informe un triste y desagradable suceso que le tocó vivir el día miércoles que lo ha llenado de estupor e impotencia teniendo en cuenta la nula respuesta de las autoridades policiales.
image (1)

1590713223

En su relato, Pastor cuenta en detalle lo acontecido: "El pasado miércoles a las 7 de la tarde salí de la planta de acopio en los Cisnes, provincia de Córdoba, con destino al puerto de San Lorenzo, y al llegar a Venado Tuerto por ruta 8, ingresé a la rotonda para transitar por ruta 33 en un viaje hasta ahí normal, eran las 21.15 aproximadamente. Pero con unos cientos de metros recorridos por esta vía nacional, a la altura de calle Lisandro de la Torre, noté unos cuantos ladrillos amontonados sobre la raya blanca por lo que bajo la mirada para esquivarlos y al mismo momento siento un estruendo tremendo que me deja entre aturdido y atontado pero en el que alcanzo a ver un tremendo ladrillazo que acababa de meterse en la cabina del camión donde, y por suerte, por un lado no venía nadie de frente y tampoco realicé una mala maniobra, sino las consecuencias hubieran sido muy negativas por supuesto. A pesar del susto y al darme cuenta que se trataba de un robo si me detenía, seguí la marcha hasta el ex Peaje parando en la búsqueda de algún efectivo policial. Ahí me atendió un agente que estaba en el sector de la balanza quien llamó a un móvil que tardó de 5 a 10 minutos, me tomaron mis datos y conté lo sucedido".

Prosiguió: "Luego de 45 minutos y viendo que no obtuve respuesta a mi situación vivida decidí seguir viaje al puerto con el parabrisas roto porque la carga a mí confiada tenía que llegar a destino, agregando además que mientras yo estaba detenido en el Peaje otro camionero también en el mismo lugar había sufrido un intento de rotura aunque a él le pegaron en la chapa de la cabina".

Al finalizar su amargado relato, el transportista mientras mastica su bronca manifiesta que tanto él como todos sus colegas camioneros que a diario transportan los granos poniéndole el cuerpo a la pandemia, no merecen de ninguna manera vivir situaciones como éstas.

"Lo que me enoja es que mientras uno se rompe el lomo, estas lacras que los jueces liberan son los que producen situaciones no deseadas en lugares como el que me pasó a mí, que parecen liberados, porque no había presencia policial. Yo quiero que Gendarmería, Seguridad Vial, la Policía, los políticos y el mismo Intendente de Venado, tomen cartas en el asunto y que no le pase a nadie el feo momento que me tocó a mí, donde más allá que no tuve consecuencias físicas como muchos me dicen, el mensaje que quiero expresar es la total inacción de quienes tienen que actuar en la defensa del ciudadano común y corriente", cerró.

El Informe

Te puede interesar