El grupo de bonistas más importante aceptó la propuesta de Axel Kicillof por la deuda

Política 03 de febrero de 2020 Por Red Online
El grupo más importante de bonistas de la Provincia celebraron la propuesta de Kicillof. En el gobierno bonaerense se ven "muy cerca del 75%".
image (1)

1578439067945

El comité que agrupa a los principales tenedores de deuda de la provincia de Buenos Aires confirmó que aceptará la solicitud de consenso enmendada que hizo pública a primera hora el Ministerio de Economía y Finanzas bonaerense.

Los acreedores indicaron que las modificaciones a la propuesta original hechas públicas hoy y las conversaciones de los últimos días muestran que el gobernador Axel Kicillof negocia “en buena fe” y que, por lo tanto, aceptarán la demora en el pago.

Si los acreedores que aceptaron la propuesta suman entre todos el 75% del total de la emisión del bono que debería haberse pagado la semana pasada, la provincia puede postergar parte del pago y evitar el default.

A través de un comunicado, el “Comité Directivo” que agrupa a los principales tenedores del Bono Buenos Aires 2021 (BP21) que la provincia debería haber pagado el lunes de la semana pasada adelantó que aceptará la solicitud de consenso para postergar parte del desembolso hasta mayo.

“El comité directivo de titulares de bonos (el “Comité Directivo”) formado por un grupo de grandes empresas de inversión que son titulares de los bonos existentes, así como de otros Bonos de la Provincia de Buenos Aires, junto con ciertos otros titulares importantes (junto con el Comité, los “titulares de apoyo”), han decidido participar en la solicitud de consentimiento enmendada”, anunciaron en el escrito el grupo de acreedores.

Asimismo, destacaron que “los asesores y los titulares de apoyo entablaron conversaciones constructivas con la provincia de Buenos Aires después de que ésta anunciara que prorrogaría por segunda vez el plazo de su solicitud de consentimiento” e indicaron que “los titulares de apoyo llegaron a la conclusión de que las modificaciones de las condiciones comerciales en la enmienda más reciente son un indicio de que la provincia de Buenos Aires tiene la intención de entablar negociaciones de buena fe sobre una reestructuración general de la deuda”.

Manifestaron, además, a que “los titulares de apoyo aprecian los esfuerzos de la provincia y su enfoque de colaboración” e instaron a que “se obtenga un amplio apoyo de otros titulares de bonos”.

“Los titulares de apoyo subrayan la importancia y los beneficios de un proceso consensuado caracterizado por el entendimiento mutuo y unos resultados plenamente negociados. Además, el El Comité Directivo también está satisfecho con la intención declarada de la provincia de Buenos Aires de comunicarse con los participantes del mercado de manera continua y transparente con respecto a la reestructuración general de la provincia de Buenos Aires”, enfatizaron.

La contraoferta de Kicillof para llegar al 75%


A primera hora de este lunes, la Provincia anunció que ofrecía el 30% del vencimiento de capital que correspondía abonar el 26 de enero pasado. Serán unos USD 75 millones del total de USD 250 millones que vencían ese día en concepto de capital. Antes, ya había agregado a su propuesta un “endulzante”: el adelanto de los intereses que generará el retraso en el pago, unos USD 5 millones extra.

Para mañana a las 6 de la mañana hora de Argentina, la provincia necesita conseguir el consenso de tenedores que sumen entre todos el equivalente al 75% de la emisión del BP21. Si alcanza ese umbral, podrá retrasar el pago sin caer en default.

Desde el Gobierno provincial, celebraron la postura que tomó el Comité Directivo e indicaron que es el “resultado de las arduas conversaciones mantenidas, la Provincia de Buenos Aires extiende y mejora la oferta”. “Con esta nueva propuesta se ha logrado el consentimiento del grupo de bonistas más grande. Dado este aval, esperamos una respuesta positiva de los restantes tenedores para conseguir un acuerdo sustentable”, enfatizaron.

Voceros oficiales aclararon a El Destape que, si bien aun no llegaron al 75% de aceptación de los bonistas, ahora están "muy cerca" de llegar el piso necesario para obligar a la totalidad de los tenedores a aceptar la postergación del pago de unos 250 millones de dólares. 

Te puede interesar