El Gobierno convocó a los docentes a una reunión no paritaria "No se nos permite discutir salarios"

Nacionales 06 de febrero de 2018 Por
Sin Ctera, el gremio mayoritario a nivel nacional, el Gobierno reunió a otros tres sindicatos para un encuentro en el que solo se conformaron comisiones para avanzar en temas de condiciones laborales. La titular de Ctera, Sonia Alesso, presentó una nota de impugnación contra la reunión.
participacionnacional

Sin la participación de Ctera, el gremio docente con mayor representación nacional que ya anticipó que iba a impugnar la reunión citada por el ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro, los representantes de los otros tres gremios convocados salieron de la reunión con sabor a poco: en la negociación no hubo lugar para la negociación salarial, sólo se conformaron comisiones para avanzar en problemas relacionados con las condiciones laborales de los maestros.

“Hoy a los docentes no se nos permite discutir salario. Esto claramente nos pone en alerta a los docentes de toda la República Argentina porque partimos de una negociación salarial de la cual no participamos. Vamos a percibir un salario inicial que el Gobierno decide arbitrariamente y de manera unilateral”, remarcó Sergio Romero, secretario general de UDA, en referencia al decreto con el que el Gobierno eliminó la paritaria nacional docente y dejó atado el sueldo de los maestros al salario mínimo, vital y móvil.  

Sin la participación de Ctera, el gremio docente con mayor representación nacional que ya anticipó que iba a impugnar la reunión citada por el ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro, los representantes de los otros tres gremios convocados salieron de la reunión con sabor a poco: en la negociación no hubo lugar para la negociación salarial, sólo se conformaron comisiones para avanzar en problemas relacionados con las condiciones laborales de los maestros.

“Hoy a los docentes no se nos permite discutir salario. Esto claramente nos pone en alerta a los docentes de toda la República Argentina porque partimos de una negociación salarial de la cual no participamos. Vamos a percibir un salario inicial que el Gobierno decide arbitrariamente y de manera unilateral”, remarcó Sergio Romero, secretario general de UDA, en referencia al decreto con el que el Gobierno eliminó la paritaria nacional docente y dejó atado el sueldo de los maestros al salario mínimo, vital y móvil.  

PUBLICIDAD

Terminada la reunión, el ministro Finocchiaro aprovechó la oportunidad para castigar las medidas de fuerza convocadas por los docentes para exigir que se los convoque a discutir salarios. “Hay que salir de la intimidación, de la lógica de que no empiezan las clases. No hay necesidad de estar sometidos a la extorsión de que no empiecen las clases, es la lógica intimidatoria que tienen algunos”, sostuvo el funcionario.

Del encuentro participaron los representantes de los gremios UDA, AMET y CEA, los únicos convocados por el Ministerio. Los tres le entregaron al ministro por escrito el pedido de retomar la negociación paritaria nacional, aunque reconocieron como un buen gesto de Finocchiaro convocar a una mesa de diálogo.

“Es importante reunirse con el empleador para plantear las necesidades que tiene el gremio docente. El año pasado no tuvimos ni una sola reunión”, remarcó Romero y recordó que por la falta de convocatoria a paritaria nacional, ocurrida por primera vez el año pasado, su gremio presentó un recurso de amparo que tuvo un fallo a favor apelado por el Gobierno.

En el encuentro, los gremios que participaron acordaron conformar tres comisiones para trabajar temas relacionados con formación y capacitación docente, condiciones de trabajo e ingreso a la docencia. El ministro confirmó también la continuidad del fondo de compensación a las provincias, que asiste a las jurisdicciones que no cubran el salario básico.

Los representantes de Ctera, en cambio, no participaron de la reunión. Criticaron que la convocatoria no llegó oficialmente a los sindicatos sino que se enteraron a través de los medios de comunicación, uno de los motivos por el cual desde el gremio advirtieron que impugnarían el encuentro. “Es una maniobra de marketing político", enfatizó Sonia Alesso, titular de Ctera, que remarcó además que el Gobierno "no quiere paritaria nacional” y quiere fijar "un techo del 15 por ciento” para los aumentos salariales. “Niega la representación salarial y viola tres convenios de la OIT", agregó.

Te puede interesar