“En lugar de cuestionar al votante, hay que pensar por qué perdimos”

Provinciales 07 de noviembre Por
El diputado provincial cuestionó los “verticalismos inaceptables” que llevaron a las últimas derrotas al PJ a nivel nacional. Valoró el debate interno respetuoso que se dio en Santa Fe. En el ámbito local advirtió que no se puede “clausurar el debate y seguir expulsando gente”.
JULIOE

El diputado provincial Julio Eggimann aportó su propia mirada sobre el presente y el futuro del peronismo, tanto a nivel nacional como provincial y local. Con la expresión de las urnas consumada el pasado 22 de octubre, el experimentado legislador planteó que se debe apostar a un gran debate interno que genere renovación de dirigentes, empezando por la autocrítica de las últimas derrotas electorales y reconociendo que Cambiemos cuenta con una importante adhesión en vastos sectores.

“Hoy estamos enmarcados en un profundo debate interno que nos lleva a replantear estrategias para construir nuevamente una opción de mayorías, a partir de generar un proceso de renovación interna muy profundo”, evaluó Eggimann, entendiendo que las derrotas electorales que sufrió el peronismo en los últimos dos años partieron de “verticalismos inaceptables, falta de discusión y decisiones que fueron equivocadas, llevándonos a lamentar una derrota en provincia de Buenos Aires por no haber aceptado una interna frente a (Florencio) Randazzo, porque después faltan esos votos para poder ganar la elección. Así se termina fortaleciendo el proyecto de Cambiemos, que representa un modelo económico y social que dista mucho de ser el que uno quiere, con un endeudamiento muy severo”.

Tras resaltar que las estrategias del peronismo “terminan haciéndole el juego a Cambiemos y a Macri”, el dirigente venadense trazó un paralelo con otro momento histórico complejo para el justicialismo: “En el ‘83 la ola alfonsinista fue un movimiento enorme, y el peronismo en ese momento fue capaz de tener democracia interna, voto directo de afiliados para seleccionar candidatos y terminamos con la renovación que tuvo en el territorio a la ‘12 de Junio’ como abanderada. Eso derivó en un Cafiero versus Menem y la vuelta al gobierno”.

En el presente “está la ola amarilla triunfante”, señaló el diputado, pidiendo que esto se reconozca “sin minimizar ni devaluarlo con el discurso liviano de ‘Macri gato’ y expresiones peyorativas que forman parte de una lectura errónea de lo que significa este gobierno, que genera expectativas en sectores medios. En lugar de acusar a la gente por votar de determinada manera, hay que pensar porqué perdimos”, sentenció.

En Santa Fe
En el ámbito provincial, Eggimann valoró como un hecho positivo que el peronismo llevó su debate interno a un ámbito electoral, manteniendo en pie la opción de gobierno hacia el 2019: “Las distintas miradas sobre el rol de Cristina las procesamos bien y alcanzamos una síntesis a partir del debate”, señaló en referencia a la interna protagonizada por Rossi y Rodenas.
Cuando se le consultó por el rol ausente de Omar Perotti en estas elecciones, Eggimann evitó cuestionamientos directos, aunque expresó: “Cuando alguien no aparece en la campaña por especulaciones, sea quien sea, le cabe un debate interno porque en estas circunstancias no se puede ausentar nadie, dado que las consecuencias las vamos a sufrir todos: Perotti, Eggimann, Rodenas, Rossi...”, mencionó.

Asimilar la derrota
Por otro lado, en Venado Tuerto, Eggimann consideró positiva la recuperación electoral que mostró el peronismo entre las primarias y las generales, aunque admitió que fue un mal resultado haber logrado una sola banca en el Concejo. Por eso, en relación al planteo del intendente de conformar un frente electoral, indicó: “No se sabe a qué tipo de frente vamos a convocar, hay una discusión interna que se debe dar como primer etapa en Venado, y desde ese lugar dialogar con sectores que podamos ser parte de una alternativa política seria. Si seguimos negando las causas de la derrota, va a ser imposible generar cualquier tipo de frente, no se puede llamar a alguien para decirle lo que hay que hacer sin discutir nada”, advirtió.

Consultado por las causas de la derrota, Eggimann reiteró lo que su espacio ya había planteado en las primarias: “Hay un modelo de gestión con luces y sombras que se debía replantear, pero no hubo una propuesta distinta, sino que se insistió con lo mismo, entonces no era el camino correcto. Nosotros, por lealtad y porque somos democráticos, acompañamos en las generales a esa posición, tras perder en las internas, pero el peronismo no fue capaz de ofrecer un perfil de alternativa novedosa, sino que se mantuvo el mismo mensaje y el resultado era previsible”, disparó.
Por último, el diputado aceptó que hoy es el Frente Cambiemos el espacio que genera mayores expectativas de gobierno en la ciudad de cara al 2019, advirtiendo que “si el peronismo puede generar una alternativa que implique nuevas expectativas, también seremos una opción. Para eso no se puede clausurar el debate y seguir expulsando gente”.

EL INFORME.

Te puede interesar